CONSECUENCIAS DEL USO EXCESIVO DEL BIBERÓN Y EL CHUPETE. Deglución atípica


La evolución de los niños va marcada por su edad, madurez, capacidades… los papás deben respetar este proceso e ir acorde con ellos a la hora de aportar o eliminar cosas en su alimentación y educación.

El chupete y el biberón, son dos elementos que en los primeros años de vida son unos grandes aliados que nos facilitan mucho las cosas ¡Pero debemos saber desprendernos de ellos a tiempo!

El tipo de succión que ejercen los niños al utilizarlos es la deglución infantil (interposición lingual) y esta debe evolucionar a su debido tiempo,con los incisivos ya erupcionados no debería interponer la lengua, ya que sino aparecerá un deglución patológica (deglución atípica) que puede traer consecuencias negativas en la morfología dental, eliminación del babeo…

Si no eliminamos estos elementos que favorecen la deglución infantil esta no desaparecerá y se cronificará en el tiempo.

La deglución

Es una secuencia refleja de contracciones musculares ordenadas, que lleva el bolo alimenticio o los líquidos de la boca hasta el estómago.

En algunos niños aparecen anomalías en este tipo de tareas.

Con el término deglución atípica nos referimos a aquellos casos en los que los movimientos que debemos efectuar para deglutir son anómalos, por ejemplo; interposición lingual para tragar, es decir, empujo la lengua contra los dientes para llevar la comida hacia atrás en vez de empujar la comida con la lengua directamente hacia atrás.

Los síntomas:

  •  Atragantamientos
  • Babeo
  •  La comida se sale de la boca
  • Deja muchos restos de comida en la cavidad bucal

Y las causas:

  • Excesivo uso del biberón o chupete
  • Respiración bucal
  • No utilizar la alimentación correcta tardando mucho en introducir sólidos en la dieta del niño
  •  Mal formaciones en la cavidad oral
  • Problemas con el tono muscular

Tratamientos

Este tipo de patología hay que tratarlas en un logopeda con una terapia oro-facial adecuada a cada caso.

También se puede utilizar la técnica del KINESIOTAPE para la reeducación de los músculos.

Este tipo de deglución se detecta con mayor frecuencia en los ortodoncista ya que provoca mal formaciones dentarias, por ello le preguntamos a un experto, David Rodríguez Rico, y nos contó cosas muy interesantes que se están abordando en la Universidad:

“El uso del chupete previo a la erupción dental es un factor beneficioso en el papel del desarrollo. Es estimulante óseo y eruptivo, debido a la presión transmitida sobre ambos maxilares, llegando a funcionar como analgésico en casos de dolor orofacial. No obstante el uso del chupete o la succión digital puede convertirse en un hábito patológico debido a su relación directa con el desarrollo de malformaciones del macizo facial. Hoy día, encontramos profesionales e investigadores que abogan por el abandono de dichos hábitos tras el comienzo de la erupción dentaria. Por el contrario la S.E.O.P (Sociedad Española de Odontopediatria) nos advierte que siempre que se elimine el hábito antes de los tres años de edad, la corrección de las arcadas dentarias puede volver a su posición normal sin riesgo de malformación en el desarrollo”

mordida abierta

Observamos un caso, en el que el paciente presenta una mordida abierta anterior debido al uso prolongado del chupete, lo cual implica directamente la interposición lingual para poder deglutir (deglución atípica).

¿Qué te parece?